Son muchos los clientes quienes prefieren el uso de lentillas para la miopía en Fuenlabrada antes que las tradicionales gafas. La gran ventaja de las lentillas frente a las gafas es, sin duda, la comodidad, porque no tienes que ir con las gafas a cuestas todo el día. También la estética es un punto que juega a favor de las lentillas ya que, a mucha gente, el hecho de usar gafas no le agrada.

Es bueno que antes de usar las lentillas conozcas la forma de utilizarlas correctamente. Lo más importante, aunque parece algo muy obvio, es la higiene. Al tener que entrar los ojos en contacto con las manos es imprescindible lavarse muy bien éstas utilizando un jabón neutro y asegurarse de que están bien secas antes de colocarse las lentillas. Cuando se quitan las lentillas de los ojos, es necesario hidratarlas con un líquido especial que puedes encontrar en cualquier óptica.

En ocasiones, a algunas personas, las lentillas para la miopía en Fuenlabrada pueden darles algún problema a la hora de ponerlas y quitarlas. Por eso, siempre recomendamos a nuestros clientes que sigan siempre el mismo orden guardándolas siempre en su estuche, para evitar confundirse de lentilla por haberlas guardado en el receptáculo contrario.

Es importante también, al menos cada seis u ocho semanas, cambiar el estuche en el que se guardan cada noche las lentillas. Generalmente éstos son de materiales plásticos por lo que, si se utilizan durante mucho tiempo, pueden acumularse en ellos bacterias que podrían causar algún problema en los ojos.

A todos los clientes de Viaóptica Loranca siempre les recomendamos que lleven consigo habitualmente un frasco de colirio por si se les resecan los ojos con el uso de las lentillas.